Wednesday, October 17, 2018

IBM presenta su primer ordenador cuántico, un nuevo 'mesías' para el mundo de la informática

Valora este artículo
(0 votos)

Un ordenador cuántico permitiría resolver operaciones que un PC convencional no puede plantearse. Ayudarían a desarrollar medicinas, proteger información o desarrollar inteligencias artificiales mucho más deprisa

 IBM lo tiene todo listo para empezar a dar un uso comercial a sus ordenadores cuánticos. A través de una nueva división denominada 'IBM Q', buscan construir en menos de diez años nuevos equipos que puedan accederse por Internet y que puedan dar servicio a negocios que necesitan procesar mucha información.

Su uso fuera de los entornos controlados donde ahora mismo funcionan permitiría permitiría desarrollar medicinas, analizar virus, crear inteligencias artificiales o combatir ataques informáticos masivos en Internet de una forma mucho más precisa y rápida.


¿Qué es un ordenador cuántico?

Lo que caracteriza un ordenador cuántico es que, en lugar de trabajar en código binario (los unos y ceros que usa un ordenador), lo hacen en 'qubits'. Estos 'bits cuánticos' pueden tener dos estados a la vez (pueden ser uno y cero a la vez), algo que parece magia, pero que se contempla en la física cuántica desde hace tiempo.

Al aplicar esta 'lógica' al mundo de la informática, se consiguen resolver problemas a toda velocidad y con multitud de resultados para cada variable. Sobre el papel, lo que esto significa es que los ordenadores serán infinitamente más potentes y harán cálculos complejos a la vez, en lugar de uno tras otro.

Esto es algo que para el usuario básico no es gran cosa, pero para una empresa que tiene que procesar millones de datos, hacerlo en segundos en lugar de en horas sí es un gran avance. Poder probar si una vacuna experimental es efectiva al instante en lugar de en días sería muy útil.

De momento, el ordenador cuántico de IBM con más potencia tiene 'solo' 5 qubits de capacidad, pero el objetivo que se han marcado es poder construir uno con 50 qubits, algo que superaría a los súperordenadores más potentes del momento.

Sin embargo, para conseguir toda esa potencia también necesitan mejorar la protección de los qubits. Dado que son muy delicados y necesitan funcionar a temperaturas cercanas al cero absoluto, cualquier cambio de temperatura podría desestabilizarlos y producir errores de cálculo.


Adiós a Moore

Los ordenadores cuánticos permitirían dejar atrás la Ley de Moore que ha gobernado sobre la informática moderna. Dado que ya no es posible duplicar cada dos años el número de transistores que un microprocesador integra, el paso que los ordenadores cuánticos y los qubits plantean permitiría abandonar el crecimiento lineal de la informática para hacerlo exponencial.

Su capacidad para resolver cálculos y procesar información podría ayudar en un desarrollo mucho más rápido y completo de las inteligencias artificiales, que a día de hoy ya forman parte de muchos teléfonos móviles, aunque con funciones muy limitadas y específicas.

La informática cuántica permitiría construir cerebros digitales que no piensan de forma lineal con mucha más facilidad. Por ello, tanto Google como Microsoft están buscando dominar esta tecnología. D-Wave es otra de las compañías que trabajan en el desarrollo de ordenadores cuánticos, pero de momento, parece que IBM lleva la voz cantante en este nueva fase de la informática.

Fuente: www.elmundo.es

Visto 257 veces

Precio del Bitcoin

Aliados Comerciales